Cómo funciona el control de estabilidad (ESP)

El Control de Estabilidad, o ESP, es un sistema de seguridad activa que controla electrónicamente la potencia y trayectoria del vehículo (revisando hasta 25 veces por segundo a través de sensores) y en caso de no corresponder con la maniobra del conductor, entonces realiza los debidos ajustes para evitar derrapes o desvíos.

Según EuroNCAP, el 40% de los accidentes de tráfico mortales se deben a derrapes, y de estos, el 80% podría evitarse con el uso de ESP. Debido a su eficiencia, este sistema de ubica en segundo lugar entre los sistemas de seguridad automotriz, sólo por debajo del cinturón de seguridad. Conozcamos más su funcionamiento.

Publicidad de Google AdSense

Funcionamiento simple del ESP – En ambos casos hay una maniobra acelerada, con ESP activado se puede volver rápidamente a la trayectoria original, con ESP desactivado hay derrape y se pierde por completo el control.

Que es el Control de Estabilidad (ESP)?

El Control de Estabilidad (ESP) es un sistema desarrollado por Bosch, aunque también conocido como ESC, VDC y DSC. Su función es controlar y comparar de forma constante la trayectoria y rendimiento real del vehículo, con la ideal del conductor; de haber una diferencia entre ambas (por ejemplo un derrape), entonces el ESP ajustará los parámetros para recuperar la trayectoria ideal y así evitar accidentes.

El derrape puede que ocurra en el tren delantero, el posterior o en ambos. Sin importar el caso, este sistema va actuar consecuentemente, devolviendo el coche a la trayectoria, mientras no se excedan los límites físicos.

El ESP trabaja en conjunto con el sistema de frenos (lo que incluye piezas mécanicas o subsistemas como Frenos ABS), con el motor (en caso de necesitar más o menos potencia en determinado momento), con la transmisión (en caso de ser automática, para conseguir un mejor rendimiento) y con otros sistemas de seguridad automotriz (como por ejemplo con el Control de Tracción (ASR) u otros).

Publicidad de Google AdSense

Prueba de ESC (ESP de Ford) en Ford Ranger 2019Funcionamiento óptimo.

Un ejemplo claro del funcionamiento del ESP es frenar las llantas individualmente cuando determina que hay una situación peligrosa, circunstancia que puede darse cuando el vehículo no se comporta congruentemente con la orden que el volante recibe del conductor.

Origen del ESP

Este sistema de seguridad activa fue desarrollado en 1995 por Bosch, cooperando con la marca de autos Mercedes-Benz. Se introdujo al mercado en el modelo Mercedes-Benz Clase S con el nombre comercial Programa Electrónico de Estabilidad (Elektronisches Stabilitäts Programm en alemán).

El ESP presenta distintos nombres, de acuerdo al fabricante de autos en los que se instale; aunque los nombres cambien, el mecanismo es el mismo. Algunas de las denominaciones son:

  • Vehicle Dynamic Control (VDC);
  • Dynamic Stability Control (DSC);
  • Electronic Stability Control (ESC);
  • Vehicle Stability Control (VSC).

Comparación ESP desactivado y ESP activado

ESP desactivado – El vehículo realiza una maniobra brusca, por poco vuelve a su trayectoria, pero la diferencia de torque le hizo seguir girando. Perdió completamente el control del vehículo.

ESP activado – Bajo mismas condiciones, y misma maniobra, el vehículo logra volver a su trayectoria original, sin causar ningun tipo de accidente ni pérdida del control. Se mantiene exitosamente la trayectoria del vehículo.

Como funciona el Control de Estabilidad?

El Control de Estabilidad actúa al frenar individualmente las llantas en momentos de peligro para evitar que el auto tenga sobrevirajes o subvirajes.

Su funcionamiento está basado en: El desempeño de unos actuadores que se ubican en el sistema de frenos, en los sensores que captan la información y en la unidad de control electrónico o UCE que asimila los datos y después da la orden.

La UCE compara los datos que han recogido los sensores en un ritmo de veinticinco veces por cada segundo. Si detecta en algún momento que la dirección del volante no concuerda con la trayectoria del coche, entonces interviene el ESP. La información que recoge la UCE proviene del sensor de ángulo de dirección que indica el movimiento que tiene el volante desde unos sensores comunes al ABS.

Finalmente, los sensores que detectan el ángulo de giro y de aceleración transversal envían datos sobre la trayectoria real del automóvil. Teniendo toda la información, la UCE valora la situación y, si es necesario, frena una o varias ruedas convenientemente para que el auto recupere su trayectoria.

El próximo video, en inglés, nos muestra como funciona el sistema ESP de Bosch, con ejemplos reales y situaciones reales. Explica que el ESP es capaz de controlar el sistema de frenos, la potencia del motor e incluso la transmisión, de ser necesario.

Sistema BOSCH ESP buscando evitar sobrevirajes y subvirajes.

Partes del Control de Estabilidad

El Control de Estabilidad se compone por la Unidad de Control Electrónico (UCE), los actuadores que se sitúan en el sistema de frenos y un grupo de sensores. Estos últimos pueden ser:

  • Sensor de ángulo de dirección: Informa desde la columna de dirección sobre algún movimiento del volante.
  • Sensores de velocidad de giro: Son los comunes al sistema ABS. Ubicados en las llantas, pueden informar sobre algún bloqueo eventual.
  • Sensor de ángulo de giro y de aceleración transversal: Indica el verdadero comportamiento del automóvil.

Una vez que el ESP interviene, el conductor solo debe marcar el trayecto al que debe ir para que el sistema lo detecte e interprete correctamente las circunstancias.

Importancia del control de estabilidad

La importancia del ESP radica en la protección que ofrece cuando al manejar se sufre de falta de adherencia o las llantas derrapan. Este sistema corrige el trayecto del coche si no es el adecuado, además hace que el auto se dirija hacia donde se le indica que vaya. Corrige el sobreviraje y el subviraje, no de forma milagrosa, sino siguiendo las leyes de la física.

Si estás en una curva y con el volante, le indicas al automóvil que gire “tantos” grados, sin embargo el auto no lo hace y gira menos. En ese caso, el ESP reconoce que las ruedas están subvirando. Pero si el auto gira más, entonces el sistema reconoce que están sobrevirando. En este preciso momento el ESP va a actuar para corregir la trayectoria a través del frenado de ruedas selectivo.

Recomendaciones al usar el Control de Estabilidad

Hay un punto básico que todo conductor debe tener presente: EL ESP va hacer todo lo posible porque el coche se dirija hacia donde el conductor le indique que vaya.

En un auto con ESP, el que conduce no debe hacer nada extraordinario, sino únicamente girar lo requerido para trazar una curva. Si manejas un coche que tiene control de estabilidad, como conductor no requiere que hagas nada. Nada más apunta el volante suavemente hacia donde quieres ir.

El Control de Estabilidad es un sistema que siempre está vigilante para actuar lo más pronto posible. Lo hace tan rápido que evita accidentes, reaccionando incluso más rápido que un conductor común. Por esta razón, el Control de Estabilidad se ha vuelto obligatorio y no debe ser desactivado nunca, por la seguridad del conductor y la de los demás que andan en carretera.

Deja un comentario

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos obligatorios están marcados con *